Monthly Archives: March 2016

¿COMO ARTICULAR EL CONFEDERALISMO ECOSOCIAL EN EL ESTADO ESPAÑOL?

murray-bookchin-ocalan

Fuente de la Imagen: Rojava Azadi

De los pies a la cabeza para prevenir gigantes con pies de barro

Texto reeditado sobre teoría, práctica y posibilidades de la aplicación del Confederalismo Ecosocial en el Estado Español.

Nuestra historia pasada junto con la más reciente, nos invita a analizar y a teorizar sobre formas económicas, sociales y de organización política alejadas de las actuales.

Lo ocurrido en la Unión Soviética, las diferentes revoluciones marxistas en Sudamérica, la trayectoria política y estratégica de los partidos comunistas occidentales y no occidentales, junto con el fracaso de fórmulas mixtas como Syriza, nos sitúa en un contexto perfecto para articular alternativas al capitalismo desde otras ópticas.

Estas alternativas, deben partir a mi entender desde estructuras cercanas y de firme carácter asambleario; estas estructuras deben ser municipales y muncipalistas, es decir, deben entender la acción política desde parámetros locales y comarcales, enfocando la acción política en la coyuntura global.

Son varias las referencias tanto estatales como internacionales que nos ofrecen muletas en las que apoyarnos en cuanto a modelos político-organizativos post-capitalistas; por ejemplo, a nivel estatal podemos hablar de la gestión colectiva de terrenos ( dehesas boyales) o del concejo abierto. Ahora bien, si abrimos el mapa y miramos al horizonte internacional, encontraríamos referentes como los caracoles zapatistas o el confederalismo democrático kurdo, es este último concepto que bebe de la ecología social una alternativa que sintetiza todo lo anterior como significante, y que se encuentra abierto como significado a seguir creciendo cualitativamente; me explico, el confederalismo democrático es un concepto permeable que se nutre de las ideas libertarias y decrecentistas ,siendo capaz de cohabitar él mismo, con movimientos post-petróleo como el de transición ,al igual, que con corrientes marxistas no autoritarias que rompen con conceptos como el del “partido único”o el de el “estado orgánico”; por todo lo anteriormente enunciado, es importante articular un modelo similar adaptado a la realidad de cada lugar pero con un germen o estructura extrapolable a nivel mundial, a mi modo de ver, el Confederalismo ecosocial es un proyecto holístico e integral que contiene un ADN comunitario ,pero que puede a su vez, adaptarse a las diferentes realidades culturales, siendo consciente dicho proyecto político de la situación ambiental actual, al igual, que de la herencia y presente de las luchas obreras y el socialismo libertario.

Es bastante importante mencionar que el confederalismo ecosocial y libertario no rehúsa de las estructuras organizativas, si no que lo que pretende por el contrario, es la “horizontalización de las mismas, rompiendo, con la burocratización y verticalidad que nos impone el Estado-Nación actual.

Posibilidades del Confederalismo ecosocial en el Estado Español; teoría y práctica

Obvio es que de la teoría a la práctica hay un gran trecho, y este trecho de lo teórico a lo práctico, es en lo que más han fallado las alternativas no capitalistas contrarias al marxismo autoritario. Por ello, en estas líneas intentaré esbozar de manera sencilla y muy sintética, en que consistiría la aplicación de la propuesta que representa el confederalismo ecosocial para los pueblos del Estado español.

Lo positivo y singular del confederalismo ecosocial es que no es una receta genérica que no tenga en cuenta la idiosincrasia de los pueblos, si no que por el contrario, es una alternativa política, social y económica que se puede aplicar desde diferentes escenarios, escenarios, que se pueden complementar si se dan las circunstancias oportunas .

El municipalismo libertario y autónomo es una herramienta fundamental con la que podemos plantear la construcción de un contra-poder que se enfrente a las estructuras municipales estatales; esta estrategia, tendría por objetivo difundir la causa ecosocial, además, de trabajar por la “horizontalización” de las estructuras político-sociales para la toma de decisiones, promoviendo la autoorganización popular y el asociacionismo autogestionado e independiente de los partidos políticos y sus estructuras jerárquicas, todo ello, mediante la creación de Centros Sociales de Participación popular.

 No debemos de olvidar que desde el municipio en sus diferentes contextos, épocas y fórmulas se gestaron revoluciones sociales como la de los Comuneros de Castilla o la de los artesanos de Lieja.

Por último y no menos importante, la aceptación por parte del grueso de la izquierda abertzale del proyecto socialdemócrata y “europeista”- junto con su ausencia de renovación teórica-, el fracaso de Podemos y sus Candidaturas ciudadanas  como alternativas reales para un cambio estructural e integral  ,sumado, al descalabro que ha supuesto la apuesta de la CUP de desestabilizar lo hegemónico desde dentro de las instituciones catalanas, genera el caldo de cultivo perfecto para la presentación y aplicación de otros proyectos político-sociales que planteen una ruptura con el capitalismo y el Estado-nación, contextualizando el momento y la situación que vive el sur de Europa y la sociedad de sociedades que conviven en el Estado Español; el Confederalismo ecosocial es una propuesta de libre adhesión que se organizaría en torno a bio-regiones, por lo tanto, serían sus sujetos los que eligirían el tipo y la forma de relacionarse con el resto de comunidades humanas, este hecho significa por lo tanto, que  la propuesta que aquí se esboza es aplicable desde el minuto uno y no debe, si así se desea, ceñirse a los marcos actuales de los Estados-Naciones, pongo un ejemplo claro a continuación; es lógico y de sentido común, que las bio-regiones de Catalunya y Euskal Herriak compartan proyectos comunes con aquellas comunidades humanas que ligadas cultural e históricamente a los territorios anteriores, se encuentran a día de hoy, bajo la administración del Estado Francés. Dicho lo anterior, el anhelo del proyecto Confederal y ecosocial ha de ser la conformación de una red de redes de fraternidad y apoyo entre los diferentes pueblos del planeta, que duda cabe, que la proximidad es fundamental en ámbitos como el comercio o la gestión política, siendo conscientes, de que la realidad ambiental nos emplaza a un “decrecimiento en positivo” de todas las estructuras humanas.

Otros ejemplos prácticos para la construcción de la filosofía confederal-ecolibertaria pueden ser los siguientes:

La creación de asociaciones vecinales de carácter crítico que no se encuentren vinculadas con las estructuras estatales, los huertos urbanos de gestión colectiva, los centros sociales autogestionados, las plataformas civiles en favor de los derechos sociales, el trabajo y la labor que llevan a cabo sindicatos y proyectos políticos rupturistas a nivel estatal, y sobre todo y muy importante, la creación de una estructura de consumidoras/es y productoras/es de bienes y servicios que se encargue de presentar una alternativa al ocio y comercio capitalista, y que por lo tanto, genere una campaña de desobediencia económica y boikot a las grandes superficies, dicha realidad conllevaría la creación de una serie de puestos de trabajo que consolidarían una economía circular y ecosocial, la misma y como es obvio, al margen de la capital productivista.

En fin, esto no es más que un pequeño boceto de lo que puede ser un bonito cuadro que pintemos desde abajo entre todas y para todos.

 

La única manera de presentar una alternativa a la verticalidad y centralización de los Estados-Naciones radica en la construcción de una alternativa rupturista y a la vez pragmática, desde abajo y con la ecología social como punta de lanza; “La mayor virtud de un agente de cambio reside en la paciencia y el tesón”

 

 

Advertisements

Leave a comment

Filed under Uncategorized

MUNICIPALISMO VS POLÍTICA ORGÁNICA

Anonymous_school_in_Fall

La vieja política se aferra con uñas y dientes a sus intereses corporativos por encima del bien colectivo y la seguridad ciudadana. Esta legislatura en San Fernando de Henares( para l@s que somos nuev@s en esto) es un ejemplo de lo partidista y sucia que es la política profesional en nuestro país de países.

Nosotros y nosotras, no entendemos la política como el arte de manipular y hacer todo lo posible sin importar la moral y la ética para conseguir nuestros fines; por ello y pese a todos los fallos que tenemos y tendremos como equipo de gobierno, debemos y tenemos que reconocernos algo a nosotr@s mism@s,  algo, que no es otra cosa que gritar a los cuatro vientos que no hacemos política para nuestro sustento personal, y mucho menos bandera de su profesionalización, si no que por el contrario, nuestra forma de hacer política es nítidamente municipalista y se aleja de los partidos orgánicos.

En definitiva, nuestra forma de entender la política bebe de los movimientos sociales y de la gente que milita en los mismos, que no de las estructuras jerarquizadas y burocráticas que nos enseñaron que la solución no residía en la creación de estados totalitarios de partido único y de corte anti-ecológico, que tampoco y es de recibo decirlo, de formulas mixtas al estilo escandinavo que defienden lo suyo a costa de los países del sur.

Desde abajo y a la izquierda con la ecología social como herramienta de transformación social, construyendo soberanía y autoorganización popular…

Leave a comment

Filed under Uncategorized