Monthly Archives: July 2014

Por una transformación silenciosa pero activa

por una transformcio  silenciosa

Las ideas cerradas y poco permeables ante los nuevos procesos de transformación recelosos, que no enemigos, de los presupuestos clásicos de cambio , portan como bandera el elemento más estático que podemos observar en muchas de las iniciativas de cambio social mediante el consenso, las cuales, en su  gran mayoría son observadas como cotos de caza para las diferentes corrientes ideológicas existentes en los movimientos sociales, lo que desde mi punto de vista, representa el principal fallo del que debemos ser conscientes las personas implicadas en colectivos que abogan por la justicia social y el cambio integral de nuestras sociedades, siendo los municipios y el concepto de “cambio micro” para una derivación en él “escenario supra” la herramienta más factible para no construir un sistema jerarquizante y alejado de la gente(el cambio parte de lo local para generar dinámicas horizontales y nítidamente democráticas).

Conversaciones, charlas y un largo etc de acciones agotadoras ,y en muchas ocasiones inútiles, ocupan nuestras vidas sin llegar a encontrar en las mismas una solución a los problemas que consideramos ligados a nuestro modo de vida, por lo que es en este punto, cuando debemos empezar a plantearnos la acción comunitaria cuando sea posible y no hacerla una opción cuando la misma se presente como un escenario en el que sea imposible llegar acuerdos mínimos(lo cual no quiere decir que tengamos que enemistarnos con él o la diferente simplemente trabajar en aquello que sea posible) .

Es de absoluta vigencia y mayor importancia ,aún si cabe, formular una respuesta a los conflictos sociales de nuestro tiempo siendo conscientes de nuestras virtudes, limitaciones y objetivos , ya que si no empezamos a visualizar lo que realmente nos niega la libertad no podremos llegar nunca a hacer uso de la misma, paradigma difícil pero posible si revolucionamos nuestras mentes conjugando lo del ayer y el presente bajo presupuestos fieles a la justicia y equidad social.

Desgraciadamente para algún@s entre l@s que me incluyo, es hora de dejar a un lado las etiquetas y discursos cargados de tecnicismos políticos e intentar , por otro lado, plantear soluciones más ligadas al campo social mirando la realidad que vive cada pueblo, barrio o ciudad.

Las pequeñas cosas son a veces las que cambian el rumbo de los acontecimientos, y a ellas, debemos acercarnos sin dejar a un lado las ideas del pasado pero entiendo que las mismas son inaplicables en su totalidad al contexto actual, por lo que debe ser la confluencia de los diferentes agentes sociales y  la generación de nuevos modelos de vida los ejes vertebradores del nuevo escenario político, social, económico y filosófico.

Son cientos los barrios madrileños que apenas tienen vida social propia y dependen del “Gran Madrid” ,hecho el cual, empuja a sus habitantes a realizar su ocio a km de su hogar, por lo que sin  apenas proyectos  de desarrollo comunitario u ocio alternativo, nuestros barrios mueren y envejecen obedeciendo las reglas que marca el Estado-Capital moderno el cual nos atomiza y roba lo más primario de nuestra naturaleza, el concepto de comunidad.

Jubilados sin nada que hacer, jóvenes en paro, amas de casa esclavizadas, maridos que hacen del  fútbol su vía de escape, son algunas de las cotidianidades que  podemos encontrar en estos espacios,por ello, hemos de buscar alternativas de ámbito social que cubran estas carencias y potencien la vida en comunidad y el disfrute de la misma.

Son los  huertos comunitarios, el uso de medios de transporte alternativos u otras muchas propuestas que vayan ligadas a fortalecer la vida de los barrios, ciudades y pueblos desde una perspectiva crítica y comunitaria algunas de las propuestas que pueden materializarse con la implicación de los barrios y sus gentes.

 

“El cambio se encuentra en la educación del mañana y la concienciación del presente”

Advertisements

Leave a comment

Filed under Uncategorized

LA MEGALÓPOLIS COMO ELEMENTO QUE IMPOSIBILITA LA SUSTENTABILIDAD AMBIENTAL Y EL CAMBIO SOCIAL

entender decrecimiento

Todas aquellas personas que hemos nacido en un entorno macro-urbano carecemos de los conocimientos necesarios para poder vivir de lo que el entorno natural nos puede llegar a facilitar, es por ello, por lo que son muchas las personas que ven la vuelta al entorno rural y el desmantelamiento progresivo de las mega-metrópolis como Barcelona o Madrid como una necesidad primaria, ante el paradigma de crisis civilizatoria que se nos plantea en el siglo XXI ,ligada entre otros aspectos, al cambio climático, el pico del petróleo, la contaminación de las grandes urbes o el hacinamiento y precariedad de los barrios periféricos, por no hablar, de la injusta repartición de los recursos naturales entre los diferentes pueblos del mundo(desigualdad norte-sur).

Son muchos los movimientos sociales de la “izquierda” o incluso del ecologismo institucionalizado que abogan por otro tipo de relaciones sociales entre las comunidades humanas ,sin cuestionarse de manera alguna, la existencia del medio urbano abrumador existente en lugares como Madrid, Barcelona o Valencia-por poner algunos ejemplos- ,contando claro está, con sus sufridos extrarradios; extrarradios que representan uno de los mayores antagonismos para la consecución de una vida plena, digna y eco-autosustentable. Por ello y aunque sea políticamente incorrecto decirlo, no existe ni existirá un mundo ecosocial y socialmente justo, mientras que sigan existiendo megalópolis como las actuales ,por mucho que le pese, al ecologismo institucionalizado y a la “izquierda” ibérica.

Es por este tipo de aspectos, entre otros, por lo que tengo el convencimiento de que el cambio social debe ir ligado a la transformación radical del actual sistema de consumo y producción capital-productivista, tal cambio, debería de buscar el retorno a una vida más equilibrada con el territorio, además de abogar, por la recuperación de algunos de los aspectos positivos que encierran las culturas populares, herencia histórica que aunque con sus elementos negativos -mayoritariamente ligados a aspectos patriarcales y de maltrato a los animales-, conserva del mismo modo, un ADN de cooperación, trabajo colectivo y dinamismo para pueblos y comarcas, hecho este último, imprescindible para la necesaria reestructuración del territorio.

Hemos llegado a un punto en el cual es más que objetivo hablar de un grave problema para la preservación de las generaciones venideras en nuestro planeta, argumentando a renglón seguido, que hemos sobrepasado preocupantemente todos los límites inimaginables en cuanto a consumo, producción y construcción de megalópolis, situaciones, que ni el propio sistema de dominación ha sido capaz de controlar o gestionar. Ante esta pérdida de control, el Estado no ha dudado en generar guetos y militarizar las ciudades, aumentando la presencia policial, con el objetivo de no perder su hegemonía y seguir manteniendo vigente el modo de vida actual.

A lo largo de la historia encontramos referentes que nos pueden hacer soñar con que el ansiado cambio no es tan inalcanzable e irreal, por lo que frente a la negatividad del presente, soñemos con los conatos del pasado ,al igual, que destaquemos y pongamos sobre la mesa, aquellos proyectos que han nacido en nuestro presente para revolucionar nuestro modo de entender la vida y las relaciones humanas.

Existen distintos factores, que no hacen más que ratificar y evidenciar los elementos positivos que tendría una vida más orientada a la repartición de la población bajo factores demográficos y no económicos, hecho este último que supondría, una reducción del tamaño de las grandes ciudades de nuestro Estado, seguida, de una consecuente disminución de la contaminación en áreas concretas de nuestro territorio.

Este nuevo contexto,  significaría la puesta en marcha de una una mayor soberanía alimentaria, la cual se vería acompañada y como y como es evidente, de una disminución del tráfico masivo de camiones que se da para trasladar a cientos de km la comida y suministros básicos del campo a las grandes ciudades, dicha situación, representaría también un importante ahorro energético. Por último y no menos importante, este paradigma futuro supondría un cuestionamiento del sistema capitalista y sus centros de negocios; algunas de las ventajas que obtendríamos en el plano político-organizativo con esta nueva situación, pasarían por la mayor posibilidad de implantar una vida basada en la soberanía popular y la democracia directa, coyuntura que facilitaría el cuestionamiento del Estado vertical y burocrático ,en contraposición, con el Confederalismo horizontal y descentralizado.

Por otro lado, es destacable remarcar el grado de conocimiento del entorno natural que adquirirían las siguientes generaciones, teniendo en cuenta, su mayor cercanía con él mismo, conocimientos, los que por otro lado, desconocemos en su mayoría las personas que hemos llevado a cabo nuestra socialización en las ciudades sobre-pobladas.

Esta nueva alternativa de vida no puede, ni debe ser gestionada por l@s polític@s profesionales, si no que por el contrario, debe encauzarse desde el dialogo entre iguales, la cesión y el consenso de los agentes sociales, ya que, de no poseer este aspecto conciliador y radicalmente horizontal, estaríamos reproduciendo las mismas formas de vida tiránico-capitalistas que se dan en las ciudades de la actualidad, por lo que desde mi punto de vista, sin democracia directa, autonomía y autogestión colectiva no hay cambio posible.

Comenzamos a vivir tiempos en los cuales, mucha gente siente la necesidad ante los acontecimientos ocurridos, de hacerse preguntas que seguramente en un pasado cercano no se habrían planteado; desastres nucleares, “crisis” indefinidas acompañadas de precariedad o el nulo control sobre nuestras vidas, empiezan a ser molestos acompañantes de viaje que el capitalismo se olvidó de presentarnos y que parecen no tener ninguna gana de abandonarnos.

Por lo que llegados a este punto, parece que este cuento que pensábamos que no tendría final, puede estar llegando a su fin, buena noticia por lo tanto, para todas aquellas personas que nos acostamos cada noche con la ilusión de levantarnos en otro mundo en el cual quepan muchos mundos(parafraseando al EZLN).

Por último y para cerrar este artículo, me gustaría destacar como muchas enfermedades presentes en el siglo XX y el siglo XXI, están directamente relacionadas según varios estudios científicos, con el modo de vida que se da en las ciudades; estrés, contaminación desmedida respirada a diario, una alimentación de baja calidad o unas jornadas de trabajo que entre desplazamiento y tiempo efectivo llegan a suponer 12 horas en muchos casos, representan algunos de los factores fundamentales que llegan a promover muchas de las principales causas de muerte en las sociedades modernas. No es baladí por lo tanto, llegar a la conclusión de que aunque la enfermedad siga existiendo en cualquier rincón del planeta, que duda cabe, que una vida más ecológica, natural y sustentable con el planeta, es una necesidad absoluta para contrarrestar el extremismo de la derecha liberal y la izquierda productivista, extremismo, que tiene como última estación la destrucción del planeta y de nuestra propia especie.

 

“Las megalópolis son el elemento principal que utiliza el Estado moderno y el capitalismo productivista para mantener el modelo de dominación político, socioeconómico, educativo, filosófico y sanitario que nos mantiene faltos de felicidad, y por lo tanto, de libertad”

Leave a comment

July 18, 2014 · 7:06 pm

CONSTRUYAMOS UNA SOBERANÍA ALIMENTARIA DESDE LA HORIZONTALIDAD Y LO CERCANO

descarga

Nuestras vidas se encuentran encadenadas a un modelo alimentario que dista mucho de la igualdad entre los pueblos productores o consumidores(sobre todo en Europa del Norte) sin olvidar por otro lado, el nulo respeto que ejercemos para con el entorno en el que vivimos.

Las grandes multinacionales de la alimentación controlan la gestión de un sistema kilométrico de compra y venta de recursos, circunstancia que sin duda alguna, empeora la calidad de nuestra alimentación y la sostenibilidad del planeta que nos cobija bajo su techo.

La compra directa a las/os pequeños productores/as , el comercio local o regional sin intermediarios, o por otro lado que no menos importante, el mero boikot a las grandes cadenas de distribución de alimentos, son algunos de los puntos fundamentales en la construcción de un sistema altermundista e internacionalista.

El apoyo que reciben las grandes cadenas como Mercadona, Eroski…) a manos de los gobiernos madrileño o español, nos legitima a llevar a cabo todo tipo de acciones que mermen de manera radical(radical como ir a la raíz del problema) y rotunda sus fuentes de ingresos, siendo de esta forma los grupos autónomos de consumo junto con los proyectos de base eco-social los definidores de las acciones de autodefensa del territorio y el mantenimiento del mismo desde otras lógicas de producción, consumo y distribución de los bienes y servicios que utilizamos a lo largo de nuestras vidas.

Nuestra apuesta es por la agricultura de proximidad, por un sector primario con los menos intermediarios posibles(para encarecer los productos lo menos posible)y sustentable para con el medio, en definitiva, un modelo eco-social que vaya ligado a los intereses y necesidades humanas, y no por el contrario, al servicio de las grandes empresas.

Vuestra solidaridad y compresión conllevarán una materialización de nuestras exigencias que no demandas(ya que el planeta así lo requiere) en el campo de la soberanía alimentaria.

Por lo que desde este post se presenta una llamada desesperada a la búsqueda de alternativas alimentarias que vayan encauzadas hacia la creación de iniciativas populares rupturistas que busquen la erradicación de las grandes empresas neoliberales, y por consiguiente, la supervivencia y fomento de los pequeños y pequeñas agricultoras de este país de países del sur de Europa.

“Desde lo local y bajo el presupuesto de la desobediencia civil pacífica podemos generar una guerra de desgaste contra las grandes empresas y la lógica neoliberal tanto de la CAM(Comunidad Autónoma de Madrid) como del conjunto del Estado Español”

“El empoderamiento como consumidores/as es fundamental para el colapso de la sociedad capitalista”

http://semillasdelautopia.wordpress.com/ Revista Digital de Ecología Política

Leave a comment

July 11, 2014 · 1:32 pm

“LA ECOLOGÍA” ,¿HA DE ESTAR POR ENCIMA DE LA CONTRADICCIÓN CLASICA CAPITAL-TRABAJO?

decrecimiento-2

La pregunta arriba planteada en el título de este post desde mi punto de vista merece un SÍ rotundo, por lo que intentaré desgranar tal contestación comenzando con una afirmación muy clara y objetiva, sin planeta no hay teorías clásicas que valgan.

Partiendo de tal afirmación podríamos decir que son varias las miopías que se le presentan a la izquierda más clásica al igual que al sindicalismo más productivista que parece anteponer las necesidades cortopalcistas a la objetividad de los límites de nuestro planeta, dicho lo cual, es importante no olvidar en este punto que son muchos y muchas las que han intentado criminalizar conceptos como el de “Decrecimiento”amparándose en presupuestos falsos que hacen más referencia al concepto etimológico clásico de “decrecer” en nuestra lengua, que al verdadero significado de lo que implica la teoría integral decrececentista.

Cuando hablamos de decrecimiento en el norte lo hacemos con la idea de crecer en bienes humanos y derechos sociales en detrimento de los materiales, al igual, que tal concepto plantea la posibilidad de hacer tal ejercicio con el objetivo de que en los países del sur puedan adquirir un crecimiento equitativo respetuoso con los límites de nuestro mundo, el cual, les permita una vida más digna y plena.

Por otro lado y entrando en el mundo del trabajo asalariado, no debemos menospreciar dos conceptos fundamentales a la hora de analizar la coyuntura actual, el primero, es que cualquier crisis sistémica es una posibilidad para nuevas filosofías de vida, y en segundo lugar que no menos importante, no debemos olvidar que la defensa de los y las trabajadoras ha de centrarse en la base mundial de la defensa de los mismos, y no únicamente plantear el mantenimiento de unos puestos de trabajo en el norte que en muchos casos sirven para engrasar la maquinaria que explota a nuestras hermanas del sur, por lo que como bien decían los zapatistas, avancemos hacía un paradigma en la cual construyamos un mundo en el que quepan muchos mundos.

Mientras tanto las izquierdas de nuestro país de países, incluyendo la alternativa en muchas ocasiones, no para de hacer apología del crecimiento y basar su discurso en la generación de un empleo nítidamente productivista ,el cual, se confronta de manera clara con el ecologismo al igual que con el planeta en el cual vivimos. Por lo que estaría bien en ciertos momentos recoger el legado de algunos socialistas utópicos como William Morris recordando el porque de las ideas humanistas, cuales eran los objetivos primarios de las mismas, y en que se fueron convirtiendo ciertos proyectos que manaban de tales ideas llamados “socialistas” a lo largo del pasado siglo, sin olvidar claro esta, la relación de estos con el medio, pongo como ejemplo el desastre de Chernobil.

He de decir por no extenderme mucho más que son múltiples las ocasiones en las que las verdades y los privilegios adquiridos en el norte pueden llevar a que los análisis aquí planteados sean impopulares, ante lo que hay que recordar, que por encima de nuestro propio ombligo también existe la vida. Por lo que a modo de reflexión y desde la mayoría de edad que ostentamos deberíamos empoderarnos en el presente si queremos conseguir un mundo que en el mañana siga siendo  habitable, tal premisa no es dramatismo es realidad, y más aún, si nos centramos en algunos estudios que sitúan la subida de temperaturas en cuatro grados en algunas zonas del mundo, zonas pobres, que se verían golpeadas por una escenario de ausencia de vida ante la imposibilidad de adquirir de la tierra el sustento básico para todos los seres humanos, el alimento.

“ÁCTUA HOY PARA NO LAMENTAR MAÑANA”

Leave a comment

Filed under Uncategorized